viernes, 26 febrero, 2021
Banner Top

Cuando en 2001 el PSG compró a Ronaldinho al Gremio por una cifra de 15 millones de dolares, el mundo del fútbol ya conocía la incipente magnitud del brasileño, pero no la que la historia nos terminaría mostrando. Ahora bien, ¿Qué papel cumple el título entonces? El viaje nos lleva a Paisley, una localidad de Glasgow, en Escocia, cuando un club conocido como St Mirren propuso al club parisino la posibilidad de fichar a ´Dinho´ como jugador cedido para su primera incursión en Europa ¿Te lo imaginarías en esta liga?

El astro sudamericano venía de consagrarse campeón con el Gremio dos veces y se preparaba para el grandísimo mundial de Corea-Japón en 2002. El torneo gaúcho en Brasil y la liga francesa tienen diferentes fixtures y para el 5 de enero del 2001, el brasileño firmaba el pre-contrato con el PSG. Dos meses más tarde, cuando en Brasil la liga finalizó al pasar el verano en el sur de América, el 10 del Gremio se quedó sin la posibilidad de contar con rodaje futbolístico: por un tema contractual, de marzo a junio, ´Dinho´ no sería parte de los partidos oficiales en Francia, por lo que generaba la duda en Europa. También en Brasil, ya que el contrato con los paulistas habría finalizado. Y aquí aparece el St Mirren escocés.

Para el 31 de marzo, fecha en la que finalizaba el período de fichajes en Escocia, Tom Hendrie, manager del St Mirren, recibió una llamada. Un número de afuera del Reino Unido, desconocido pero con un acento familiar. Era el representante de una de las joyas más buscadas en Europa. Ronaldinho y el club escoces se vinculaban por primera vez. Para ese entonces, ´The Buddies´ se encontraban en el último escalafón de la Premiership y buscaban un delantero que pudiera ayudarlos a mantener la categoría. Lógicamente, para ese entonces, Ronaldinho no era la figura histórica del balompié que hoy conocemos, por lo que tres meses en Escocia para agarrar ritmo y luego ir a Francia no era una idea descabellada.

Un conjunto de circunstancias se fueron dando en el otoño escocés. El pre-contrato con el PSG, la falta de fútbol debido a la finalización de la liga en Brasil, la necesidad de seguir jugando, un equipo que buscaba un delantero y un PSG que aceptaba estos términos. Todo cerraba. Todo daba a entender que ´Dinho´ viajaría a Escocia. Pero el tiempo apremiaba, el límite para los fichajes finalizaba y los clubes debían apresurarse. Claro, no es como si estuviéramos jugando al Football Manager desde nuestra PC. Esto lleva muchos llamados, coordinación, papeles y más términos burocráticos en el Reino Unido. 

La hora llegó y el pequeño estadio en Paisley para 5000 personas ya se ilusionaba con este joven delantero sudamericano. Pero el fútbol es indescifrable y nos regala estas historias. Ronaldinho no fichó para el St Mirren y el club escocés terminó trayendo a Stephen McPhee del Coventry inglés, un juvenil de 19 años que luego quedará en la historia como el jugador que llegó a Paisley en vez de Ronaldinho. Ojo, mismas condiciones, porque Stephen llegó también a préstamo por solo tres meses, pero obviamente con desenlaces diferentes.

Un montón de cosas extravagantes estaban encadenadas. Hubiese sido increíble lograrlo”, cuenta Tom Hendrie, quien estaba a cargo del primer equipo en aquel momento. La historia luego nos ha contado lo extraordinario que terminó siendo Ronaldinho. Una carrera intachable con Mundial, UEFA Champions League, Copa Libertadores y más copas levantadas, pero… ¿Que habría pasado si el astro se vestía con falda escocesa?

 

  • ¡Hola! Esperamos que hayas disfrutado del artículo. Antes de que te vayas queremos recordarte que estamos preparando cosas grandes, pero necesitamos la ayuda de nuestros lectores para hacerlas realidad. Por eso, si te gusta lo que hacemos en The Line Breaker, abrimos un canal para que consideres invitarnos a un café y así ayudarnos a mantenernos en pie.
(Visited 53 times, 11 visits today)
También puedes leer:   Brasil 9-0 Colombia: una hazaña que terminó en humillación
Tags: , , , , ,
Sebastián Ongarelli
Periodista argentino en Glasgow, Escocia. Mientras recorro el país voy asistiendo a partidos de fútbol de cualquier nivel. Viví la mayor experiencia deportiva cuando asistí a mi primer Grand Prix de Formula 1 en Silverstone, Inglaterra. ¿Si Maradona o Messi? Mejor amemos a los dos.

Related Article

The BreakerLetter

Archivos

¡Ya salió la The Lines 13!

Consíguela haciendo clic aquí

Nuestras Redes

INSTAGRAM

Mis Marcadores