jueves, 23 septiembre, 2021
Banner Top

Juan Cortés Diéguez (Jaén, Andalucía, 5 de noviembre de 1983) forma parte de esa joven generación de entrenadores españoles que han decidido probar suerte en el fútbol extranjero. Tras dirigir en la Primera Andaluza y la Liga Nacional de su país decidió dar el salto a Tailandia, donde formó parte del cuerpo técnico en dos equipos de Segunda (Samut Sakhon y Prakhan). En 2016 viajó a Latinoamérica para entrenar en el ascenso paraguayo y mexicano, breve regreso a suelo español con Martos y la oportunidad de dirigir, finalmente, en una Primera División.

Hace par de años arribó a Independiente de El Salvador. En los próximos meses pasa por Once Deportivo, Alianza e Isidro Metapán, creciendo en todo sentido. Hace pocos días se oficializó su llegada a Managua FC, equipo nicaragüense que, curiosamente, fue fundado en el mismo año (2006) que Cortés comenzó su carrera, y que su éxito más reciente fue finalizar subcampeón en el Clausura 2020. Todo un rato.


 

¿Cómo toma este reto de dirigir en Nicaragua?

Es un reto motivante. Vengo de dirigir al mejor equipo de El Salvador (Alianza FC), el equivalente a un Real Madrid o Barcelona en España, y llegar aquí, a un club top de Nicaragua (Managua FC), considerado uno de los grandes y que lleva varias finales recientes, me resulta motivante. Con muchas ganas de hacer bien las cosas y con mucha responsabilidad. La verdad muy contento y con muchas ganas de trabajar.

 

¿Qué tal sus inicios en este mundo?

Mis inicios en el fútbol fueron ya hace mucho tiempo. No pude dedicarme profesionalmente al fútbol como jugador, pero comencé rápido y con vocación a entrenar, a formarme como entrenador principal, y desde muy joven me dediqué a eso. También soy licenciado en Administración de Empresas y tuve algunos negocios mientras compaginaba el estudio de entrenador. Así hasta que pude dedicarme de manera profesional, únicamente tener mi sueldo y dedicarme las 24 horas a ser entrenador. Hace varios años que vengo trabajando en el alto rendimiento. Ya son más de diez años en esto.

También puedes leer:   Y Messi siempre está

 

¿Qué le motivó a dar el paso a Tailandia?

El paso a Tailandia fue difícil porque, como ya comenté, soy Licenciado en Administración. Tenía mis negocios y estaba trabajando. Era demasiado joven como para estar en algo que no me llenaba. Entonces hablé con la familia y decidí dar el paso, sacarme las titulaciones y, como había mucha saturación de técnicos en España, decidí buscar fuera. Buscar esa experiencia, buscar esos proyectos que me hicieran evolucionar y crecer, ir armando mi carrera deportiva y tener cada vez más caché.

 

 

Cada día hay más entrenadores españoles en el extranjero ¿Qué piensa de ello?

Creo que es clave para cualquier persona, y más como entrenador, tener esa experiencia en diferentes países. Creo que se está abriendo mucho en ese aspecto y creo que es muy importante. Al final vivir fuera es una experiencia vital. Te permite adaptarte a diferentes culturas. Aprendes de diferentes estilos y al final me parece que es necesaria esa experiencia. He tenido la suerte de entrenar en muchos países, estoy muy feliz y siempre le recomiendo a los entrenadores que salgan.

 

¿Cómo juegan los equipos de Juan Cortés?

A mis equipos, generalmente, les gusta tener el balón, posesiones larga, la progresión. La amplitud, ser protagonista del partido, pero siempre con la pelota. Suelen ser bastante ofensivos, sin perder el orden. Esas son algunas de las cualidades que más podría resaltar. Me gustan los equipos con posesión de pelota. Igualmente los entrenamientos, que todos los ejercicios sean con pelota.

 

Su paso por El Salvador fue corto pero productivo ¿Con qué se queda de esa etapa?

Mi paso por El Salvador, la verdad, no sé si fue tan corto. Fueron tres años y pasé por cuatro equipos (Independiente, Once Deportivo, Alianza y Metapán), pero lo destaco. Muy agradecido con la gente de El Salvador por la experiencia allí. Hay mucha gente buena. Dejé mucho aprendizaje y un país que me ha tratado muy bien y estoy agradecido por ello.

También puedes leer:   Ramón Catalá, el trotamundos (Segunda Parte)

 

Con Once Deportivo logró ser líder general durante un Torneo Clausura en El Salvador ¿Cuáles fueron las claves para lograrlo?

De mi paso por Once Deportivo, la verdad, destacar la planificación seria que se hizo en cuanto a la plantilla, gente joven con mucha hambre y muchas ganas. Se trabajó muy bien, luego vinieron algunas situaciones muy complicadas, porque estábamos a nueve puntos de salvarnos del descenso, y acabamos líderes del campeonato y logramos ser campeones. La clave fue el compromiso y el trabajo de todos, con gente muy joven con muchas ganas de trabajar y aprender, muy receptivos. La verdad fue algo increíble.

 

Tuvo pasos por el ascenso mexicano y paraguayo ¿De qué manera cree que ayudaron a su carrera estás estancias?

Luego vinieron la etapas en Paraguay y México, de las cuales guardo un buen recuerdo. Son ligas muy difíciles, muy duras y todo sirve para aprender y para formarte, ya que al final se es un entrenador muy joven y la experiencia te va formando como técnico. Yo soy de los qué piensa que estamos en continua formación.

 

¿Cómo se vive, desde adentro, el fútbol en Centroamérica?

Aquí en Centroamérica, como en toda América Latina, se vive el fútbol muy pasional. La afición vive por y para el fútbol y eso se agradece, ya que hay un muy buen ambiente y en los estadios hay un muy buen clima. Los días previos, durante la semana, hay mucho seguimiento. Al ser Primera División hay más repercusión y son gente muy pasional. Disfrutan mucho de lo que es el fútbol de alto rendimiento, por así decir.

 

¿Alguna liga en particular en la que le gustaría dirigir?

Soy un entrenador muy joven pero he tenido la oportunidad de estar en tantos países y espero seguir en esta línea. Seguir trabajando, seguir aprendiendo y, por supuesto, seguir consiguiendo resultados.

 

¿Algún mensaje para los chicos y chicas que recién comienzan en el mundo del fútbol?

También puedes leer:   Sergio García 'Chupe' (CF Intercity): ¨El formato para los equipos pequeños es una maravilla¨

A la gente que está empezando le digo que el fútbol es muy competitivo, es muy difícil llegar al alto rendimiento. No hay nada mejor que trabajar en lo que a uno le gusta, que esa pasión uno la pueda convertir en su profesión. El que tiene la meta encuentra el camino y la forma de llegar. Eso es lo más importante.

 

 

(Visited 28 times, 28 visits today)
Tags: , , , , , , ,
Venezolano del 96. Literatura, geopolítica y deportes. Contando aquellas historias que tanto nos apasionan desde otro punto de vista.

Related Article

The BreakerLetter

Archivos

Nuestras Redes

INSTAGRAM

Mis Marcadores