lunes, 26 agosto, 2019
Banner Top

Qué ironía que una estrella del balompié mundial haya encontrado inspiración para continuar… viendo un documental sobre fútbol americano. Sí, este deporte nunca deja de sorprendenos. Más si hablamos de un chico que fue rechazado por el Arsenal a los ocho años por su sobrepeso. Vayamos por partes.

En su momento Watford si confió en él, un triplete ante Tottenham le empezaba a abrir puertas pero nuevamente, por su condición física, un aura de incertidumbre rodeaba al joven Harry.

Cesiones iban, cesiones venían. Con 20 años, y tras pasar algunos malos ratos en Championship, League One y alcanzar a debutar con los Spurs (con penal fallado incluido ante el Hearts escocés), todo hacía preveer que se convertiría en otro talento que no llegaría a alcanzar todo su potencial. Leicester fue un punto de quiebre.

Suplente en Segunda con los Foxes, fue un documental sobre la estrella del football Tom Brady lo que le cambió el rumbo de su carrera. Quizás exageramos pero un toque épico nunca debe ser menospreciado. Brady, uno de los mejores jugadores de la historia de NFL y múltiple campeón del Super Bowl con los New England Patriots, fue apenas la 199ª escogencia en su respectivo draft. Por poco no era elegido. La combinación casi obsesiva de trabajo y perseverancia funcionó como fuente de inspiración para Harry, quién aseguró poco después: «Fue casi como si se encendiera una luz en mi cabeza, aquel día, en mi sofá de Leicester».

La convicción de triunfar con Tottenham era algo que tenía entre ceja y ceja. Se negó a otra cesión, no era titular indiscutido pero sabía que su momento estaba por llegar. El arribo de un argentino para la temporada 2014-15 cambiaría toda la ecuación. Con Mauricio Pochettino se convertiría en la gran estrella del equipo. Hablamos de 31 tantos en todas las competencias, incluyendo el premio a Jugador Joven del Año y una nominación al XI ideal de la Premier League, ambos otorgados por la PFA.

Las siguientes dos temporada lideró la lista de artilleros de la liga inglesa y ayudó al Tottenham a lograr sendas clasificaciones a la Champions League. En 2017 consiguió ser el máximo anotador global, algo sumamente meritorio si tomamos en cuenta que superó a nombres consagrados como Messi y Cristiano Ronaldo. Inclusive se dio el lujo de despachar a los Gunners, club que lo había rechazado cuando niño y del que era ferviente seguidor, en el primer derbi del norte de Londres celebrado en Wembley en 25 años. El resto es historia.

Southgate confía en él para liderar esta joven y talentosa camada inglesa. Saben que el potencial mostrado en el Mundial de Rusia es sólo la punta del iceberg y quieren dar el salto de calidad. Los Kane, Lingard, Rashford y Sterling lo saben y están conscientes de su responsabilidad. Eso de recordar, con suma nostálgia, los goles de Owen, Rooney o Shearer quedó atrás.

Hoy, con 26 años, pelea el título de ser uno de los mejores jugadores del planeta. Nominado al The Best, el cielo es el límite. No olvida sus complicados orígenes y lo cerca que estuvo de ser una estadística más. Aquel chico de Londres, bajo y obeso, ahora le sonríe al fútbol. The Hurrikane quiere seguir causando destrozos.

Tags: , , , , , ,
Juan Zavala
Venezolano del 96. Literatura, geopolítica y deportes. Contando aquellas historias que tanto nos apasionan desde otro punto de vista.

Related Article

0 Comments

¿Qué te pareció la nota?

A %d blogueros les gusta esto: